Juegos

Note: This blog post, in English, here.

No soy jugona, aunque quizá he jugado a máquinas/ordenador más que la mayoría de las chicas de mi época. Mi ruta fue: maquinita, Pong y tenis en la consola de mi tío, MSX (con ése, además de jugar, aprendí lo que era un algoritmo y un programa, y empecé a escribir pequeños programas en Basic, y copiaba pequeños juegos y programas para hacer gráficos de las revistas). Mis padres consideraban las máquinas arcade de los bares como si fueran tragaperras así que siempre estuvieron prohibidas (incluso el pinball, sólo se salvaba el futbolín y sólo si mi padre jugaba con nosotras).
En el MSX jugué a Magical Tree, Galaxians, Arkanoid, juegos españoles de Dinamic, Don Quijote de la Mancha, La Abadía del Crimen, y algunos arcade Golden Axe, Xenon, y quizá alguno más. Los siguientes ordenadores (PC AT, luego un 286…) ya no eran tanto para jugar; digamos que nos divertíamos más con la impresora (Harvard Graphics, Bannermanía…). Luego me interesaron otras cosas más que los juegos de ordenador, y luego llegaron los trabajos del instituto, dBase III, y luego la universidad y la programación de nuevo, y se acabó el juego, el ordenador era para la ofimática y los trabajos de la Uni. Luego llegó internet y desde entonces, leer y escribir y comunicar me han interesado mucho más que jugar.

Tampoco era muy buena jugando, y si no eres buena, juegas menos, y no mejoras, así que empiezas a buscar otras maneras de perder el tiempo, o de ganarlo🙂

La nueva generación

Mi hijo tiene 6 años, y con él estoy viviendo una segunda aventura respecto a los juegos. Los juegos han cambiado mucho, y la informática familiar intenta permanecer en el lado libre siempre que puedo decidir yo, así que de vez en cuando se plantean algunos retos.

Android (móvil y tableta)

El peque ha jugado desde pequeño a juegos en el móvil y la tableta con Android, a algunos de los juegos populares de los últimos años. No soy mucho de prohibir, pero no me siento cómoda con los juegos populares de Android (la publicidad, no son software libre, elementos adictivos, recogida masiva de datos y posible vigilancia…), así que intento controlar sin parecer Cruella deVille. Algunas técnicas:

  • Acordamos el tiempo de uso de la tableta, “poniendo un tomate” para controlar el tiempo (gracias a Pomodoro en F-Droid)
  • Pongo el modo avión y corto internet siempre que puedo. Nunca registro cuenta o inicio sesión para jugar (si es obligatorio iniciar sesión en Google o crear una cuenta, lo siento pero no podemos jugar, o creamos un perfil vacío).
  • Pongo bastantes pegas para instalar juegos (por ejemplo, digo tiene que desinstalar 2 o 3 de los que tenga si quiere uno nuevo, o que me justifique bien por qué quiere ese juego y por qué de pronto los que tenía ya no son divertidos).
  • Nunca compré ni pienso comprar juegos para Android. Prefiero donar para algún proyecto de juego libre.
  • Derivo la atención hacia otros juegos (normalmente, no informáticos).
  • Si existe el juego no informático, jugamos a ése (por ejemplo, el 3 en raya, ahorcado, los barquitos…).
  • Rara vez juego en el móvil, salvo si es que juguemos juntos.

Por otro lado, en mi móvil no tengo Google Play, lo que nos ha permitido descubrir la sección “Juegos” de F-Droid.

Los juegos que hemos probado (todos disponibles en F-Droid, en negrita los que más le han gustado): 2048, AndroFish, Bomber, Coloring for Kids, Core, Dodge, Falling Blocks, Free Fall, Frozen Bubble, HeriSwap (this one in the tablet), Hex, HyperRogue, Meerkat Challenge, Memory, Pixel Dungeon, Robotfindskitten, Slow it!, Tux Memory, Tux Rider, Vector Pinball.

Jugar en mi móvil con CyanogenMod y habiendo descargado los juegos desde F-Droid proporciona una tranquilidad similar a la de jugar a un juego no informático. Al menos con los juegos que he listado. Quizá es porque son juegos más sencillos o que me recuerdan a los que yo jugué en su momento. Pero también es por la tranquilidad de saber que son software libre, que han sido auditados por la comunidad F-Droid, que no maltratan al usuario.

Lo mismo ocurre con Debian, lo que me lleva a la siguiente sección de este artículo.

Juegos de ordenador: Debian

El peque ha aprendido a jugar antes con la tableta y el móvil que con el ordenador, porque nuestros ordenadores no tienen ni joysticks ni pantallas táctiles. Aprendió a usar el touchpad antes que el ratón, porque no tenemos ratón en casa tampoco. El ratón lo aprendió a usar en la escuela, donde “trabajan” con unos juegos educativos a los cuales se juega vía CD o vía web, y usan Flash😦

Así que Flash aparece y desaparece de mi instalación de Debian según le apetezca al niño jugar a los “juegos” del cole o no.

Hasta hace poco, en el ordenador jugábamos con GCompris, ChildsPlay, y TuxPaint.
Cuando aprendió a usar mejor los cursores, instalé Hannah y le gustó mucho, sobre todo cuando aprendimos a hacer “hannah -l 900”🙂
Más tarde, en ClanTV anunciaban algunos juegos online para ordenador sobre sus series favoritas, que resulta que necesitan un entorno llamado Unity3D (no, no es el Unity de Ubuntu), y que tras indagar un poco decidí que no iba a instalar esa #@%! en mi Debian, así que cuando se empeñó en jugarlos, arranqué la partición con Windows 7 de este portátil y se lo puse ahí.
Windows es lento y triste en nuestro ordenador, y esos juegos vía web y con esa plataforma no van muy fluidos, así que por suerte no han resultado de mucho interés.

Poco más hemos jugado al ordenador, salvo alguna incursión en Minetest, lo que me lleva al siguiente apartado.

(No sin indicar antes mi eterno agradecimiento al equipo de Juegos de Debian. Creo que hacen una labor muy importante y creo que para el año que viene empezaré a implicarme de alguna manera, porque sé que el futuro de los juegos informáticos en mi familia pasa por los juegos libres en Debian).

PlayStation 3 y Minecraft

Hace algún tiempo mi marido compró una PlayStation 3 para casa. La tienda tenía precios con descuentos y esas cosas. Jugaría junto con el niño y esas cosas.

La máquina llegó a casa con algunos juegos “gratis” (incluidos en el precio), pero la mayoría estaban clasificados para +13, así que los únicos dos que quedaban eran Pro Evolution Soccer y Minecraft.

Decidí no conectar la máquina a la red. Quizá nos perdemos cosas chulas, pero me siento más segura así. Así que no hay cable Ethernet conectado, no hay registro en la tienda de Sony (o como se llame).

Los mandos son bastante complejos para nosotros tres. Son DualShock lo-que-sea, y creo que hay algo (de software) que hace que el juego se adapte a la persona que juega, porque mi marido es peor jugador al Pro Evolution Soccer cuando juega después del niño, si juegan por turnos y usan el mismo mando.

Al niño le ha gustado Minecraft. Yo no sabía nada sobre ese juego (bueno, sí que sabía, que hay un clon libre que se llama Minetest), así que para aprender las cosas básicas le eché un ojo a la wiki y buscamos vídeos sobre “cómo hacer…” y fuimos aprendiendo. Ahora el peque ya sabe leer así que necesita menos ayuda, y ha visto muchos vídeos sobre Minecraft, así que tiene interés por explorar y construir.

Eché un ojo a Minetest, y lo instalé en Debian. Tener que jugar con el teclado es una desventaja, y no sabíamos cómo cavar, así que resultó poco atractivo a primera vista. He mirado un poco cómo usar el mando de la PS3 en el ordenador, vía USB, y parece que funciona, pero creo que tengo que escribir algo para enlazar cada botón del mando con la correspondiente tecla y por tanto acción en Minetest. Esto es un trabajo, y soy perezosa, y el niño no muestra mucho interés por jugar en el ordenador.

A través de los vídeos hemos deducido que se pueden descargar partidas y mundos para cargar en la videoconsola. Hemos hecho algunas pruebas. Quise cargar una partida de un parque de atracciones en Minecraft, pero el fichero estaba en una carpeta tipo NPEB01899* y aunque la PS3 lo veía para copiarlo desde USB a la consola, luego no aparecía en la lista de partidas guardadas (nuestras partidas se graban en carpetas de nombre BLES01976). Comprendí que nos habíamos topado con restricciones de Sony, y busqué más info. Las partidas se guardan usando una clave de cifrado que hace que no se puedan usar partidas grabadas en consolas de otra zona distinta a la nuestra, o que usaran el juego en un soporte distinto del nuestro (el juego puede ser en disco, como el nuestro, o comprado desde la tienda digital, al parecer). ¡Muy feo todo! Leí por ahí que hay cierto software (libre, por cierto) que permite romper el cifrado y volver a cifrar con la zona y tipo de disco de tu consola, pero el programa al parecer sólo
funciona en Windows, y además necesita un código de consola que nosotros no tenemos (porque no tenemos registrada la consola, al no haberla conectado a la internet). Todas estas cosas me han parecido terreno pantanoso, desagradable, no quiero gastar tiempo en estas cosas, quizá debería aprender un poco más sobre minetest y hacerlo funcionar y que sea atractivo y mandar a Sony a freír espárragos. Al final he encontrado una partida guardada en el mismo formato que el nuestro (BLES01976
) que no es el parque de atracciones pero tiene sitios interesantes para explorar y bastantes cosas hechas, así que he probado con ésa y sí ha funcionado la copia, y mi hijo estará contento por un tiempo, supongo.

También hemos probado Minetest en la tableta, pero la pantalla táctil no es cómoda para este tipo de juegos.

Me he quedado bastante frustrada y enfadada con el tema de las restricciones de las partidas guardadas para los juegos de Sony. Así que supongo que en los próximos meses intentaré aprender más sobre Minetest en Debian, mandos de juego en Debian, y juegos en Debian, en general. Así espero poder ofrecer cosas atractivas a mi hijo, y que se interese más por jugar en un entorno seguro y que no maltrate al usuario.

Y con esto cierro

Juegos libres en GNU/Linux, Debian, e info sobre juegos en internet

Cuando busco en internet información sobre juegos, a menudo “toca” salir del entorno seguro: páginas con enlaces a descargas que a saber si tienen lo que dicen tener, páginas con anuncios, vídeos con partidas narradas en un lenguaje no adecuado para los niños (ni para nadie que aprecie su idioma)… Por eso definitivamente creo que el camino es profundizar en los juegos libres que proporcione la distribución que se use (en mi caso, Debian). Me apunto aquí una lista de sitios con información que seguro me es útil, para mirar a fondo:

Veremos cómo va

¿Comentarios?

Puedes comentar en este hilo de Pump.io.

About larjona

My name is Laura Arjona, I am a libre software user and fan of the free culture. If you want to contact me you can write an email to larjona [at] larjona [dot] net I am @larjona at identi.ca in the Pump.io social network. --- Me llamo Laura Arjona, soy usuaria de software libre y fan de la cultura libre. Si quieres contactar conmigo puedes escribir a larjona [en] larjona [punto] net Soy @larjona en el servidor identi.ca, de la red social Pump.io.
This entry was posted in My experiences and opinion and tagged , , , , , , . Bookmark the permalink.